Garantice la justicia en el caso de Ruth Berry Peal

Igualdad Ya acaba de publicar una Acción Mujeres – Igualdad Ya hace un llamamiento al gobierno de Liberia para que promulgue una ley destinada a proteger a las mujeres y a las niñas de la mutilación genital femenina (MGF) y garantice la justicia en el caso de Ruth Berry Peal, que fue obligada a someterse a esta práctica. Igualdad Ya está profundamente preocupada por la MGF que se lleva a cabo en Liberia a través de sociedades secretas que tienen un gran poder de influencia y que obligan a someterse a esta práctica a mujeres de otras comunidades donde no se practica la mutilación, como es el caso de Ruth Berry Peal. Únase a Igualdad Ya y pida al gobierno de Liberia que promulgue y haga cumplir una ley firme contra la MGF, así como que deje de conceder permisos a las personas encargadas de realizar esta práctica y se asegure de que haya justicia en el caso de Ruth Berry Peal.

Aquí tiene una traducción al español de la carta en inglés que se encuentra a continuación y que se enviará al gobierno de Liberia::

Estimado [Presidente] [Primer Ministro] [Ministro/a] [Inspector General] [Director Adjunto de la Policía]

Estimado/a [ ]:
 
Le escribo para expresar mi profunda preocupación por la elevada incidencia de la mutilación genital femenina (MGF) en Liberia. Se calcula que más del 58,2% de las mujeres liberianas han sido sometidas a la MGF, práctica que se realiza a través de una sociedad secreta de mujeres con gran poder de influencia en la esfera política (la sociedad Sande) en el marco del rito de iniciación a la edad adulta. Muchas niñas son sometidas a la MGF en escuelas tradicionales por parte de esta sociedad.  Me preocupa el hecho de que el Ministerio del Interior otorgue licencias a las mujeres que dirigen estas escuelas y realizan la MGF a las niñas que estudian en ellas.

Las mujeres procedentes de otras comunidades donde no se lleva a cabo esta práctica también pueden ser sometidas a la MGF en Liberia después de contraer matrimonio o a la fuerza, como le ocurrió a Ruth Berry Peal, que fue sometida en 2010 a la mutilación por orden de un jefe gola que presenció su argumento con dos mujeres de una comunidad donde practican la MGF.  Las mujeres sacaron a Ruth de su casa a la fuerza y la llevaron a una zona rural, donde le sometieron a la mutilación. Ella ha denunciado a las dos mujeres que la mutilaron y, como consecuencia, recibe amenazas de la comunidad para que abandone el caso.

A pesar de que la Constitución de Liberia garantiza el derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de la persona a todos sus ciudadanos, y de que este gobierno haya ratificado diversos tratados de derechos humanos, tanto regionales como internacionales, que le obligan a proteger a mujeres y niñas de la MGF, como por ejemplo el Protocolo a la Carta Africana de los Derechos Humanos y de los Pueblos sobre los Derechos de la Mujer en África (Protocolo de las Mujeres), la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW, por sus siglas en inglés), el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos (ICCPR, por sus siglas en inglés), el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (ICESCR, por sus siglas en inglés) y la Convención sobre los Derechos del Niño (CRC, por sus siglas en ingles), el gobierno de Liberia no proporciona protección alguna a las mujeres y niñas en peligro de ser sometidas a la MGF.  

Me consta que el Comité de las Naciones Unidas para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer, encargado de supervisar el cumplimiento de la CEDAW, analizó el informe de su país en 2009 e instó a su gobierno a “que promulgue sin demora… legislación que prohíba la mutilación genital femenina y vele por que los infractores sean enjuiciados y castigados conforme a la gravedad de esta violación” y a que “ponga fin de inmediato a la concesión de licencias a esos practicantes tal como es el caso actualmente en el Ministerio del Interior”. Asimismo, alienta al Estado "a que amplíe y acelere la aplicación de los programas destinados a sensibilizar y proporcionar otras fuentes de ingresos a las personas que practican la mutilación genital femenina” y “a que redoble sus esfuerzos en materia de sensibilización y educación, destinados tanto a las mujeres como a los hombres, incluidos funcionarios gubernamentales, jefes y otros dirigentes tradicionales y comunitarios… a fin de eliminar la práctica de la mutilación genital femenina y las justificaciones culturales en que se basa”.  

Le insto que tome medidas de inmediato, tal y como el establecen el Artículo 5 del Protocolo a la Carta Africana de los Derechos Humanos y de los Pueblos sobre los Derechos de la Mujer en África y otros tratados internacionales de derechos humanos, y que promulgue y haga cumplir una ley que prohíba la MGF, que deje de otorgar licencias a los practicantes de la MGF y que establezca los mecanismos de protección necesarios para proteger a todas las mujeres y niñas de Liberia frente a dicha práctica. Asimismo, le pido con todos mis respetos que haga todo lo que esté en sus manos para asegurarse de que Ruth Berry Peal reciba la protección necesaria y que el peso de la ley caiga sobre las responsables de su mutilación para que sean debidamente castigadas por esta tremenda agresión.

Gracias por su atención. 

Atentamente,
 

This action is no longer active. To view the current list of our active campaigns click here

Más información sobre la campaña aquí:
http://equalitynow.org/es/take_action/fgm_action371